domingo, 1 de junio de 2014

HOY HE VUELTO MADRE A RECORDAR


Cuántas veces, siendo niño, te recé,
y en mis versos te decía que te amaba.
Poco a poco con el tiempo, alejándome de Ti
por caminos que se alejan, te perdí.

HOY HE VUELTO MADRE A RECORDAR 
CUÁNTAS COSAS DIJE ANTE TU ALTAR
Y AL REZARTE PUEDO COMPRENDER
QUE UN MADRE NO SE CANSA DE ESPERAR.

Al regreso yo sentía su valor, 
sonriendo desde lejos me esperabas.
En la mesa la comida aún caliente y el mantel,
y tu abrazo es mi alegría de volver.

Aunque el hijo se alejara del hogar,
una madre siempre espera su regreso.
Que el regalo más hermoso que a los hijos da el Señor,
es su Madre y el milagro de su amor.


No hay comentarios:

Publicar un comentario